lunes, 9 de noviembre de 2015

Albalate de las Nogueras, primera guerra carlista.

         Primera guerra carlista - año 1.838

     Los cabecillas carlistas Escribano, Moreno y El Feo de Buendía.

          La accioncilla de Albalate de las Nogueras
     En Albalate de las Nogueras, los cabecillas carlistas Escribano, Moreno y El Feo de Buendía hicieron prisionera una partida de cien infantes y doce jinetes que salió de Cuenca a perseguirles.

         Nota publicada en prensa.
 
        Publicado en ECO DEL COMERCIO -(sábado, 29 de diciembre de 1.838)
                                                                        
     CUENCA, 24 de diciembre.- Ya no existe el cabecilla famoso y vandido Casimiro Bermejo (alias) el Feo de Buendía. Hoy ha sido pasado por las armas a consecuencia de sentencia pronunciada por el consejo de guerra de esta plaza y aprobada por el Excmo. Sr. Capitán general del distrito. Un gentío inmenso era espectador de la ejecución del delincuente. Este principió su carrera de ladrón el año de 1834, uniéndose enseguida a una facción que fue derrotada, y volviendo a su país natal formó una gavilla de malhechores que asoló con sus robos y excesos a todos los pueblos de La Alcarria. Permaneció así hasta que en la expedición de Gómez en 1836 se incorporó a él siguiéndole en todos sus movimientos y direcciones, cometiendo en el tránsito de Écija a Osuna un asesinato hasta que volvió a las provincias del Norte, en donde subsistió en la clase de sargento, en el escuadrón de Villalobos, por espacio de diez meses, y en la incursión del pretendiente en 1837 vino con ella quedándose en sus antiguas guaridas hasta que agregado a Béjar sufrió en Valverde nueva derrota.
     Posteriormente ha estado en dos partidas rebeldes que convirtieron en la mayor desolación y espanto esta provincia y la de Guadalajara con sus asesinatos, saqueos y merodeos, siendo El Feo el más feroz de todos y también el de más importancia y prestigio de los demás cabecillas por la rapacidad y saña que le era innata, cual lo acreditan los deplorables sucesos de Albalate de las Nogueras y Valdemoro del Rey. Igual sistema ha observado constantemente hasta que fue aprehendido por el sargento de Salvaguardias José Cándido del Riego el 24 de junio del presente año en la ermita de Nuestra Señora de la Esperanza, término de la villa de Durón, de la citada provincia de Guadalajara. Entonces ya había obtenido su titulado empleo de capitán.
          IDEM, 25.- Los pueblos de esta provincia, abandonados como todos a sus propios esfuerzos, se ven en la dura precisión de suministrar a las tropas que operan en ella, pues de nada han servido las reclamaciones que sobre el particular ha hecho la diputación provincial. En su consecuencia ha determinado esta corporación el modo de hacer los suministros y las especies con que debe contribuir cada pueblo.                          

No hay comentarios:

Publicar un comentario